17 junio, 2006

La Musica de las Esferas.

787807470
La doctrina Pitagórica de la Armonía de las Esferas es la quinta esencia de la belleza en la explicación pitagórica del Cosmos divino armonizado de forma fascinante por la concordancia de las proporciones aritméticas y musicales, que extrapoladas al Universo entero determinarían que los cuerpos celestes debían emitir en sus movimientos unos tonos musicales armoniosos, cuya combinación produce una maravillosa melodía permanente: «La Música de las Esferas». Tal vez Pitágoras se remontaría a la Mitología puesto que en el himno de Ares, Homero se dirige a los planetas como si fueran un coro de voces divinas.

La música cósmica se produce porque los cuerpos celestes, al ser de tamaño tan grande y moverse a velocidades gigantescas, emiten a través del éter un conjunto de sonidos de la misma manera que los cuerpos terrenales producen vibraciones cuando se mueven en el aire, como por ejemplo un abanico cuando suena en contra del aire.

Los cuerpos celestes que giran sin interrupción en sus órbitas circulares, producen permanentemente armonías. En realidad la música de los hombres no es más que un eco de la Música de las Esferas, pero su instinto innato que hace que su alma resuene con la música, le proporciona un indicio de la naturaleza de las armonías matemáticas que se hallan en nuestra fuente cósmica. El sonido emitido por cada esfera corresponde a un tono diferente de la escala musical, dependiendo de los radios de sus órbitas, como los tonos musicales emitidos por las cuerdas dependen de su longitud. La vida en la Tierra se ve afectada por la Música de las Esferas porque ésta gobierna los ciclos de las estaciones, los ciclos biológicos y todos los ritmos de la naturaleza. Aquí tenemos una breve síntesis de la doctrina pitagórica sobre la “Armonía de las Esferas”.

Las matemáticas y la música se unen en el concepto pitagórico de armonía que significa proporción de las partes de un todo. Cabe destacar que Pitágoras fue el primero en llamar Cosmos al conjunto de todas las cosas, debido al orden que existe en éste .Este orden por el que se rige el Cosmos es dinámico: El universo está en movimiento, es el movimiento de los astros y de las fuerzas que los mueven, que se ajustan en un Todo Armónico. Así, si el Cosmos es armonía, por lo tanto el alma es armonía. Para los pitagóricos las matemáticas y la música que se aprende por los ojos y por los oídos, constituyen los dos caminos para curar el alma. "la tonalidad del universo es armonía y número". El número, alude al aspecto visual, geométrico y astronómico de los cuerpos del Cosmos. La armonía alude al sonido de los instrumentos afinados que hacen del Cosmos una orquesta sinfónica.

La música puede restablecer la armonía espiritual. El vínculo de la música con la medicina es muy antiguo, y la creencia en el poder mágico-encantador, y con frecuencia, curativo, de la música, se remonta a tiempos anteriores a Pitágoras. La música era admirada y llamada purificación, por eso los pitagóricos purificaban el cuerpo con la medicina y el alma con la música. Por lo tanto se establece un lazo indisoluble entre salud y música, ya que las notas musicales producen armonía y orden, tanto en el cuerpo como en el alma.



5 Dejaron su Huella:

GUERRERA ESPECTRAL dijo...

Un tema maravilloso para tratar- la música que armoniza- Como tu dices, desde tiempos lejanos se utiliza:
En los papiros médicos egipcios del año 1500 A.C., se hace referencia al encantamiento de la música relacionándola con la fertilidad de la mujer.
En la Biblia encontramos como David efectuaba música curativa frente al rey Saúl. Muchas leyendas, cosmogonías y ritos sobre el origen del universo en diversas culturas, el sonido juega un papel decisivo.
Aristóteles hablaba del valor médico de la música y Platón la recomendaba con las danzas para los terrores y las fobias.
En el siglo XV, Ficino se esfuerza por una explicación física de los efectos de la música, uniendo la filosofía, medicina, música, magia y astrología. Ficino aconsejaba que el hombre melancólico ejecutara e inventara aires musicales.
En el siglo XVIII, se habló de los efectos de la música sobre las fibras del organismo, se le atribuyó un efecto triple a la música: Calmante, incitante y armonizante.
En el siglo XIX, Esquirol, psiquiatra francés, ensayó la música para curar pacientes con enfermedades mentales. Tissot, médico suizo, diferenciaba la música incitativa y calmante y estimaba que en el caso de epilepsia estaba contraindicada la música.
En Estados Unidos desde la Primera Guerra Mundial, los hospitales de veteranos contrataban músicos como ayuda terapéutica, preparando así el camino para la Musicoterapia.
Creo que estos ejemplos demuestran la importancia de los sonidos. En la actualidad aún quedan personas que niegan sus bondades.
Me gustan tus post, tienen ENEGIA CREATIVA.
Buena semana
Un beso....Volveré

arcana dijo...

bruji..
Ven a comer torta estoy de cumpleaños..
Besos

Aguas Azules dijo...

Gracias, Guerrera por tú valioso mensaje, lleno de sabiduría, más que un aporte lleno de ejemplos, es un nuevo post. Mil Gracias por enriquecer este espacio con tu presencia. ♥

Aguas Azules dijo...

Hola Arcana. Muy FELIZ CUMPLEAÑOS. Pero quiero torata de verdad... Besos. ♥
Namaste

Anónimo dijo...

Om SaiRam. Cuando accedemos a ese espacio de completo silencio, dentro de nosotros mismos,podemos captar esa mùsica celestisl, còsmica, fuera y dentro de nosotros. La Mùsica es Dios. Sathya

Entradas populares